10 ago. 2012

Asueto estival, vol. 2: Sant Miquel d'Olèrdola

Hacía tiempo que me apetecía conocer el lugar que da nombre a las tumbas "olerdolanas", Sant Miquel d'Olèrdola, y al final, de un día para otro y sin apenas planificarlo, allí nos plantamos una mañana de julio. Por si alguien a estas alturas no lo sabe, las tumbas antropomorfas excavadas en la roca fueron bautizadas a mediados del sigo XIX como tumbas "olerdolanas", ya que fue en este lugar donde se documentaron por primera vez, aunque fue A. del Castillo a partir de 1968 quien popularizó esta denominación.

Las tumbas de Olèrdola según A. de Laborde (1806)
Enclavado en un paraje espectacular que domina los paisajes del Penedès, en el extenso yacimiento de Sant Miquel d'Olèrdola se superponen ocupaciones y estructuras de la Edad del Hierro, la época romana y la Edad Media. Aunque nuestro interés principal era visitar los vestigios de época medieval, también recorrimos con calma el resto de las estructuras conservadas en el yacimiento, entre las que destacan las viviendas y silos tallados en la roca, la cisterna y la muralla de época romana, la propia iglesia de Sant Miquel, con algunos elementos prerrománicos, la torre romana y lo poco que queda del castillo medieval.

El "barrio ibérico" y la muralla romana
Muros, silos y cantera de época romana
Muralla medieval con la iglesia de Sant Miquel al fondo
Las tumbas excavadas en la roca se concentran en la zona de la cabecera de la iglesia y en la zona sur. La mayor parte tienen el característico contorno antropomorfo, con la cabecera y los hombros de formas rectas. Otra característica destacada es el rebaje para permitir el encaje de la tapadera.

Cabecera de la iglesia prerrománica y tumbas excavadas en la roca
Sector sur de la necrópolis de tumbas excavadas en la roca
Tumbas ubicadas más allá del muro que circunda la iglesia
Hay un par de casos en los que se ha colocado una tumba infantil a los pies de una tumba de adulto. La tumba infantil se dispone prácticamente perpendicular a la de adulto, con una orientación bastante desviada de la que es habitual en este tipo de cementerios.

Tumba antropomorfa de adulto con tumba infantil a los pies
Las excavaciones recientes, ligadas a la restauración de la iglesia de Sant Miquel, han permitido documentar algunas tumbas excavadas en la roca que conservaban los restos humanos en su interior. Una pequeña exposición temporal (De Sancti Michaelis a Sant Miquel) instalada en el centro de interpretación que hay al pie del yacimiento permite conocer algunos detalles sobre esas intervenciones, finalizadas en 2008. Uno de los datos más relevantes es la cronología de uso de algunas tumbas que se ha podido establecer en el siglo X gracias a las dataciones de Carbono 14.

11 comentarios:

  1. Uno de los datos más relevantes es la cronología de uso de algunas tumbas que se ha podido establecer en el siglo X gracias a las dataciones de Carbono 14.

    That's completely unexpected, but fantastic. My expectations are completely thwarted. Do you know of a publication from these excavations of 2008? Thanks again for the information!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

      Eliminar
  2. Me cargué el comentario por error. Ya lo siento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo vuelvo a escribir... no pasa nada. Le decía a Jonathan que yo esperaba alguna sorpresa en forma de datación más antigua (siglos VII-VIII), pero las dos fechas que figuran en los textos de la exposición son del siglo X. De momento no hay monografía de la excavación, quizá haya algún artículo o estén las memorias en el repositorio de la Generalitat, cuando tenga un hueco lo revisaré.

      Eliminar
  3. La culpa es del Aifon y de Steve Jobs

    ResponderEliminar
  4. Pues en Canduela (Conjunto Monumental) hay decenas de ellas repartidas por todo el pueblo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente, en Canduela hay un buen puñado de tumbas excavadas en la roca. Y no muy lejos de allí, en el paraje de Valdelobera, un conjunto impresionante con tumbas excavadas en la roca, tumbas de lajas y los cimientos de una antigua iglesia. Cuando tenga un rato, preparo una entrada con las fotos de los dos sitios que hice en una excursión el verano pasado y una "sorpresita" sobre Valdelobera.

      Eliminar
  5. crees que estaba bien gestionado??¿? yo estube hace unos dias y me dio la sensacion que habia una pesima gestion detras, sobretodo las tumbas, tu que crees?

    ResponderEliminar
  6. esque tengo que hacer un trabajo sobre la gestion y necesito corroborar my impresion ya que no puede hablar con nadie capacitado para hablar de su gestion , gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo cierto es que por una visita no puedo valorar adecuadamente si el yacimiento se gestiona bien, pero yo me lleve una buena impresión del funcionamiento, algo que no puedo decir de todos los yacimientos abiertos al público que he visitado, ni en Cataluña, ni en el resto de Europa. Se cumplen los horarios de apertura al público y las instalaciones (centro de recepción, sala de exposiciones, servicios, máquinas de vending, etc.) dan un servicio correcto y están bien mantenidas. La atención en recepción fue cortés, incluso más allá del deber, dándonos indicaciones para otras visitas en toda la comarca. La zona de investigación está convenientemente segregada de los espacios de atención al público y parecía ordenada y en uso... En conjunto, no parecía un "muerto viviente" como sucede en ocasiones, y eso que en la época del año y el momento del día elegidos para la visita quizá no fueron los más propicios. Eso sí, gracias a la "competencia" de la playa, visitamos el lugar en absoluta soledad, sin toparnos con otros visitantes, cosa que a veces se agradece. El yacimiento está bien adecuado para las visitas y, para la extensión que tiene, decentemente cuidado, quizá un poco "salvaje" en la parte alta, pero sin llegar a ser molesto para el tránsito ¡incluso en chanclas!.

      Seguramente con un servicio de visita guiada el sitio gane mucho, no recuerdo si la ofrecían para grupos. En resumen, que el lugar quedó lejos de la valoración ¡qué desastre! que suelen llevarse muchos yacimientos visitables desde el punto de vista de la gestión, nada me resultó fuera de lugar. Es probable que con más recursos se pueda hacer mejor, pero supongo que de momento son adecuados para el volumen de visitantes que recibe el sitio, su interés patrimonial, o el simple atractivo para el visitante de los restos conservados.

      Eliminar